201612.23
0

Cinco tips para que la comercialización online de tu hotel sea un éxito.

Cuando en tiempos pretéritos, las vacaciones duraban un mes y su planificación otro tanto, los procesos y tomas de decisiones eran más lentos, las vacaciones se reservaban y gestionaban a través de una agencia de viajes…En la actualidad, todo esto es mucho más rápido e instantáneo, ¡¡¡No hay tiempo que perder!!!

Las vacaciones de un mes se quedan en una semana y escapadas de 3 o 4 días repartidas a lo largo del año, la planificación de las vacaciones se reduce a una tarde, las reservas se hacen desde el portátil en el sofá de casa ó desde el móvil de camino a casa…

Los tiempos cambian y los hábitos y estilo de vida también,pero ¡Tranquilos hoteleros! desde adapta consultores queremos daros 5 tips para que la comercialización de vuestro hotel sea un éxito y de paso, fidelizar al cliente, es decir, que vuelva o al menos que hable bien de nosotros.

Ya sabemos que un cliente descontento se lo dice a 11 potenciales clientes, mientras que si están satisfechos a 2 ó 3 solamente, y si lo llevamos a las Redes Sociales el alcance de estas opiniones es inmensamente mayor.

Así que, sin más dilaciones, veamos qué os proponemos:

  1. El trato personalizado.

A través de datos registrados anteriormente y de datos de preferencias mostrados online, el hotel tiene la posibilidad de adaptar la oferta a cada cliente de manera individual y personalizada.

Se pueden añadir promociones y recomendaciones personalizadas, gratificaciones y bonificaciones por fidelización, además de un servicio personalizado durante el proceso de compra.

De este modo, además de facilitarle este proceso, seguro que sorprendemos gratamente a nuestro cliente y como resultado, la opinión que tenga de nosotros sea muy positiva.

  1. Acompañamiento en los momentos clave.

Durante el proceso de compra, pueden surgir dudas o incidentes durante la reserva; el hecho de que haya alguien para ayudarle en este proceso, hace que la compra se finalice y que no abandonen el proceso por dudas o porque simplemente hay un error que fácilmente se solventaría si alguien estuviese al otro lado del teléfono para resolverlo.

Además, es importante ofrecer información sobre ofertas, promociones y ventajas en el punto de reserva, así como ofrecer la posibilidad de recordatorios y seguimientos del proceso.

  1. Agilizar el proceso de compra.

Disponemos de poco tiempo y demasiada información, por lo tanto a la hora de reservar lo que prima es la agilidad en el proceso de compra y la información clara y concisa.

El turista de estancias cortas, dispone de 3 o 4 días para realizar una escapada, sin disponer de mucho tiempo para planificarla, así pues la elección del hotel y la reserva tienen que ser fácil y rápida con transacciones en un sólo clic, formularios autorellenables, confirmaciones inmediatas, etc…

  1. Reconocimiento de perfiles y diseño responsive.

Puede ser que el usuario comience a realizar la reserva desde un dispositivo y que no acabe realizar la reserva para querer finalizarla desde otro dispositivo. Por ejemplo, comenzamos a hacer la reserva desde nuestro móvil de camino a casa, pero nos falta el número de tarjeta y cuando llegamos a casa, queremos finalizar la reserva desde nuestro portátil.

Aquí, lo ideal sería que la página de reserva reconociese el perfil del usuario, sin tener que introducir todos los datos de la reserva desde el principio y poder acabar el proceso de forma sencilla y rápida.

El tener que introducir todos los datos de nuevo, puede provocar que nuestro cliente abandone el proceso de compra y se decante por otra oferta que le aparezca en pantalla.

Además, un diseño de la página responsive, adaptado a cada dispositivo (móvil ,pc, Tablet..), hará que la compra se realice de manera sencilla y exitosa.

  1. Visualización del destino.

Aprovechando las plataformas de realidad virtual y streaming, a través de las tecnologías 360 y los vídeos a tiempo real, los hoteles pueden ofrecer a sus potenciales clientes una aproximación al destino y trasladarlos al lugar de sus posibles vacaciones. De esta manera, el camino entre imaginación y realidad se acortan, creando el deseo de reservar en el hotel y disfrutar de esas vacaciones tan ansiadas.

¡Esperamos que os resulten útiles estos consejos y que los pongáis en práctica cuanto antes!